Las 5 fases de una planificación financiera con éxito

Planificacion financiera-atl Capital

Una de las claves para conseguir éxito en las inversiones es diseñar previamente un plan de planificación financiera. Elaborar una estrategia de ahorro e inversión proporciona una base de tranquilidad a los ahorradores, minimizando el riesgo de tomar decisiones precipitadas que puedan afectar negativamente los resultados esperados.

La planificación del ahorro debe plantearse con el objetivo de alcanzar metas financieras y personales, teniendo en cuenta el equilibrio entre los recursos financieros disponibles y las necesidades futuras.

Una correcta planificación financiera se estructura en cinco fases, cada una respondiendo a preguntas clave:

  1. ¿Qué es lo que tengo?

En primer lugar, es fundamental conocer el punto de partida. Esto implica realizar un balance entre ingresos y gastos, y evaluar tus activos y pasivos (patrimonio y deudas). También es crucial proyectar cómo evolucionarán estos elementos en el futuro.

  1. ¿Qué es lo que quiero?

El siguiente paso es definir tus objetivos financieros y personales. Esto puede incluir la compra de una vivienda, la educación de los hijos, la expansión de un negocio, asegurar una buena jubilación, vivir de las rentas de capital o prejubilarse.

  1. ¿Puedo conseguirlo?

Aquí es donde se traza un plan de acción para alcanzar los objetivos con los recursos disponibles. Este plan debe evaluar la viabilidad de las metas y, si es necesario, ajustar los objetivos o reformular el plan de ahorro para asegurarse de que son alcanzables.

  1. ¿Cómo lo hago?

Este es el momento de poner el plan en marcha. Es importante identificar qué tipo de inversor eres (conservador, moderado, agresivo) para elaborar una estrategia de inversión acorde al nivel de riesgo que estás dispuesto a asumir y la rentabilidad esperada. El siguiente paso es  definir la estrategia de ahorro e inversión, construir una cartera a largo plazo y seleccionar los productos financieros más adecuados.

  1. ¿Voy por el buen camino?

Responder a esta pregunta implica un seguimiento y revisión constantes del plan de acción. Dado que nada es estático, es necesario tener un plan dinámico que se adapte a los cambios en las circunstancias personales, libere objetivos cumplidos y establezca nuevos objetivos o ajustes en las carteras de inversión según las condiciones del mercado y otras circunstancias.

Por tanto…

La planificación financiera ofrece la ventaja de conocer nuestra posición financiera neta a lo largo de la vida, lo que permite tomar decisiones informadas y resolver problemas financieros con mayor control y sin sorpresas desagradables.

Un ahorro bien planificado y una inversión orientada hacia nuestros objetivos requieren un análisis exhaustivo de las situaciones personales y financieras, proyecciones de futuro y la elección de los activos y vehículos de inversión más adecuados. Por ello, el asesoramiento financiero profesional es imprescindible para evitar errores en la planificación y seleccionar las mejores inversiones.

Asesoramiento financiero a medida

Otros artículos de interés